Aún no se tiene una cifra exacta respecto al número de repartidores por aplicativo, sin embargo, el estimado alcanza a unos 10,000 trabajadores, indicó a directora del observatorio de Plataformas Perú, Alejandra Dinegro.

Detalló que de acuerdo a una investigación se revela que el 73% de los que prestan este servicio tienen como única fuente de ingreso el reparto, en tanto la mayoría de estos trabajadores son jóvenes varones extranjeros (venezolanos y colombianos) que cuentan con estudios universitarios terminados. Además, no cuentan con alguna de protección.

“En esta situación de pandemia se califica de esencial esta actividad (delivery), pero a diferencia de otros rubros laborales, estos jóvenes que realizan el delivery no tienen ningún tipo de protección”, sostuvo Dinegro en TVPerú.

Agregó que el 60 % sufrió agresión, siendo la mayoría de casos el insulto verbal con marcada xenofobia. Además, se les exige más trabajo porque a más servicios que tengan, cobran mas, insentivándolos a una cultura informal tipo el mal servicio del transporte público.

Precisó, también, que en otros países, de Europa, incluso de China, se ha incluido a los repartidores dentro de los trabajos esenciales. En chile se los califica como trabajadores de acuerdo a una resolución lograda en una primera instancia judicial.

Dinegro indicó que para mejorar este problema socio laboral se debe discutirlo con seriedad, pues esta es una tendencia de trabajo que está en aumento en el país.

Información: Gestión